Las redes sociales frente a la crisis sanitaria mundial : ¿Qué medidas están adoptando?

¿Cómo han reaccionado las principales redes sociales frente a la crisis sanitaria actual? Además de controlar el aumento de la desinformación —que la OMS ha llegado incluso a designar como «infodemia»—, las redes sociales han adoptado distintas medidas en respuesta a la crisis. Algunas de ellas han prestado apoyo a gobiernos u organizaciones, o han respaldado los esfuerzos sobre el terreno, mientras que otras han aprovechado la coyuntura para ampliar sus prestaciones.

FACEBOOK ADOPTA MUCHAS MEDIDAS E INTRODUCE NUEVAS APLICACIONES

Tras convertirse en el epicentro de la desinformación (según un estudio internacional, más de la mitad de los artículos que se leen actualmente en EE. UU. están relacionados con el coronavirus), Facebook se ha propuesto acabar con los bulos. Para ello, ha destinado un presupuesto de 100 millones de dólares para ayudar a los reproductores multimedia afectados por la caída de los ingresos publicitarios con el objetivo de que puedan ofrecer una información fiable en un momento en que esta es más necesaria que nunca. La red social afirma haber redirigido ya a casi 2000 millones de usuarios a información publicada por las autoridades sanitarias a través de su «Centro de información sobre el coronavirus», disponible en cada fuente de noticias. Más de 350 millones de usuarios han hecho clic en estos mensajes pedagógicos. Sin embargo, la ONG Avaaz señala que todavía existen millones de personas expuestas a informaciones falsas. El pasado 16 de abril, Facebook anunció la introducción de un sistema de notificación a todos los usuarios expuestos a bulos en la plataforma en caso de que hubiesen visto, comentado, dado a «me gusta» o compartido dicho contenido. Este sistema funciona con carácter retroactivo.

Facebook también comparte ahora información agregada de su base de datos de usuarios, que se ha publicado para ayudar a los investigadores a luchar contra la propagación de la epidemia. Por otro lado, esta red social anima a sus usuarios en América a participar en un programa de estudios que trata de analizar los síntomas del coronavirus a través de un cuestionario con el fin de identificar las zonas más afectadas.

Esta información, que no debería transitar por los servidores de Facebook, se enviará directamente a la universidad encargada del estudio, que recibirá un identificador generado aleatoriamente para cada participante. En Francia, la universidad de investigación Paris Sciences et Lettres, colaboradora del Centro Nacional de Investigaciones Científicas (CNRS), del Instituto Nacional de Investigación en Informática y Automática (Inria) y del Instituto Nacional de Salud e Investigación Médica (Inserm), será la encargada de usar estos datos.

En muchos países, el uso de Facebook Messenger se ha incrementado en más de un 50 %, mientras que las llamadas en grupo en Italia han crecido un 1000 %. El ministro de Sanidad de Argentina ha puesto en marcha un programa piloto, con ayuda de Botmaker.com, para responder a las preguntas del público en general acerca del coronavirus y para ofrecer continuamente recomendaciones oficiales rápidas y fiables. Organizaciones como UNICEF o el Ministerio de Servicios Sanitarios Nacionales de Pakistán también usan Messenger para proporcionar a los ciudadanos la información más reciente sobre la COVID-19.

Uso de Messenger por parte del Ministerio de Servicios Sanitarios Nacionales de Pakistán

Estas iniciativas se han materializado gracias a la ayuda desinteresada de la comunidad de desarrolladores, que se ha movilizado alrededor de un programa mundial lanzado para poner en contacto a estos especialistas con organizaciones de salud pública y agencias sanitarias de la ONU. El objetivo es favorecer el uso de Messenger de la manera más eficaz posible para compartir información precisa y ofrecer respuestas más rápidas a los ciudadanos.

Tuned, la red social para parejas de Facebook

Al mismo tiempo, Facebook ha lanzado Hobbi, una aplicación que permite a los usuarios compartir fotos sobre cocina, bricolaje y otras aficiones artísticas. En definitiva, la competencia de Pinterest. Actualmente, solo está disponible en unos cuantos países (EE. UU., Ucrania, Colombia, España y Bélgica), pero su lanzamiento en época de crisis es una prueba más del poder del gigante tecnológico estadounidense. Aunque sin demasiado bombo ni platillo, Facebook también ha lanzado una nueva red social llamada «Tuned», que está reservada para parejas. Se trata de una iniciativa para ayudar de algún modo a las parejas que viven separadas por el confinamiento. Tuned permite a las parejas compartir mensajes, sonidos, fotos y álbumes, postales, notas de amor, stickers e, incluso, música gracias a la integración de Spotify.

INSTAGRAM SENSIBILIZA A LOS USUARIOS Y COMBATE LOS BULOS

Por su parte, Instagram no ha anunciado ninguna medida de calado, si bien ha desarrollado unas cuantas funciones concebidas para el confinamiento, entre ellas, «Co-Watching», que permite a las personas ver contenido juntas durante una llamada, o el despliegue mundial de stickers en las historias:

  • Se ofrecen stickers específicos con las medidas de prevención del virus (por ejemplo, recordatorios del lavado de manos o el respeto del distanciamiento social).
  • Con el sticker  «Donación», los usuarios pueden invitar a sus contactos para que colaboren con una causa elegida.
  • El sticker «En casa» añade automáticamente la historia del usuario a una historia «En casa» permanente que reúne las historias de todos los contactos en una única historia y que resulta visible en la primera posición.
Función de Co-Watching desarrollada por Instagram

Además, Instagram anunció la introducción de algunos cambios para reducir la difusión de información falsa sobre la COVID-19 dentro de su aplicación. Además de eliminar la publicidad fraudulenta y el contenido sobre teorías conspiratorias, también se prohíben los filtros de realidad aumentada relacionados con la COVID-19. El contenido publicado por organizaciones sanitarias de prestigio tiene prioridad sobre el resto. Para lograrlo, Instagram emplea inserciones específicas en los resultados de búsqueda de consultas relacionadas con el coronavirus y una sección situada en la parte superior del muro.

SNAPCHAT ADAPTA SUS FILTROS A LA SITUACIÓN

Siguiendo la estela de Instagram, Snapchat ha adaptado sus funciones para adecuarlas a la situación actual. Mediante el uso de la realidad aumentada, la red social pretende respaldar a la OMS con sus nuevos filtros:

  • Un filtro que anima a los usuarios a realizar donaciones para apoyar iniciativas de lucha contra la COVID-19. Se trata de efectos que se activan cuando los usuarios dirigen la cámara de la aplicación hacia un billete (euros, dólares, libras, etc.). Lanzados en colaboración con el Fondo de respuesta solidaria a la COVID-19 de la Fundación de las Naciones Unidas para apoyar a la OMS, estos «lentes» dirigen a los usuarios hacia la página de donaciones.
  • “My social distance” (Mi distancia social) emplea la cámara del teléfono inteligente para crear un círculo virtual que garantiza el respeto de una distancia social adecuada entre las personas de acuerdo con las recomendaciones de la OMS.
  • Un filtro recuerda normas básicas por medio de animaciones: la importancia de quedarse en casa, lavarse las manos y no tocarse la cara.
Lentes de petición de donaciones de Snapchat

TIKTOK: LA APLICACIÓN ESTRELLA DEL CONFINAMIENTO

Al igual que Instagram, TikTok se esfuerza por eliminar todo aquel contenido intencionadamente engañoso sobre el coronavirus. Entre este contenido se incluyen vídeos de personas que simulan estar infectadas por el virus o que divulgan falsos remedios curativos. Sin embargo, al estar tan de moda, esta red social está repleta de ejemplos de este tipo. La aplicación tuvo 800 millones de usuarios en enero de 2020 (de acuerdo con DataReportal) y 115 millones de descargas en marzo de 2020 (de acuerdo con SensorTower) como consecuencia de los confinamientos sucesivos y la búsqueda de entretenimiento por parte de los ciudadanos. Actualmente, TikTok debe moderar a millones de nuevos usuarios que crean, transmiten o consumen contenido que, en ocasiones, resulta engañoso. Incluso la OMS ha tenido que crear una cuenta para publicar información veraz y recomendaciones de protección.

La Organización Mundial de la Salud en TikTok

TWITTER: UN TORRENTE DE ETIQUETAS E INVERSIÓN EN HISTORIAS

Fuente instantánea de noticias, Twitter ha sido el principal foro de debate y difusión de información desde el principio de la crisis. Según un estudio de Hootsuite y Brandwatch, tan solo en el mes de marzo de 2020, se publicaron 527 000 tuits con las etiquetas #coronavirus, #covid19 o #coronavirusFrance. Por ejemplo, el 25 de marzo, el periódico francés Le Monde publicó en un solo día más de 527 tuits con estas etiquetas. Al igual que Facebook, Twitter se esfuerza por neutralizar los bulos, principalmente, eliminando aquellos mensajes que divulgan teorías conspiratorias o que promueven tratamientos ineficaces e incluso peligrosos. Asimismo, procede a la eliminación de cualquier cuenta que suplante la identidad de un gobierno, un organismo sanitario o cualquiera de sus responsables.

Entre bambalinas, Twitter piensa en el futuro con la adquisición de una startup especializada en el formato de historias: Chroma Labs. Creada en 2018 por antiguos empleados de Facebook e Instagram, Chroma Labs y sus siete empleados se unen a los equipos de Twitter, presumiblemente, para trabajar en la integración de las historias en su plataforma (Twitter es una de las pocas redes sociales sin esta función).

Chroma Labs acquired by TwitterChroma Labs adquirida por TwitterChroma Labs acquired by Twitter

YOUTUBE APROVECHA LA COYUNTURA PARA INTRODUCIRSE EN UN NUEVO MERCADO

Ante un panorama que en ocasiones puede resultar estresante, muchos usuarios acuden a YouTube para encontrar la información más reciente en forma de vídeos. En comparación con 2019, la plataforma ha experimentado un incremento del 75 % en la visualización de vídeos de la categoría «Noticias» en las últimas semanas. Esta red social, que parece no resentirse de los efectos de la crisis, abrió el pasado 10 de abril la página «Aprender en casa» para reunir contenido pedagógico. Clasificados por temas y grupos de edad específicos, los vídeos proceden de dibujos animados, de YouTubers famosos (como Nota Bene o Dirty Biology), así como de organizaciones como el Instituto Nacional Audiovisual (INA) o el Museo de Orsay.

Página de aprendizaje de YouTube

Con la discreción por bandera, YouTube está preparando el lanzamiento de una aplicación para competir con TikTok. YouTube pretende hacer la competencia a TikTok y captar el interés de los usuarios más jóvenes con una nueva aplicación llamada «Shorts» que tiene previsto publicar en diciembre de 2020.

Con el objetivo de ampliar su contenido, YouTube tiene previsto integrar directamente en su plataforma un flujo de vídeos cortos generados por los usuarios, de manera similar a TikTok, al tiempo que aprovecha la audiencia que ya existe en la plataforma (2000 millones de usuarios activos al mes). Además, los usuarios podrán usar en sus vídeos música con licencia.

En una situación sin precedentes como la actual y ante la presión de distintas organizaciones (como las ONG) para el control de los bulos, las redes sociales han demostrado una gran responsabilidad con el lanzamiento de nuevas funciones e iniciativas en cuestión de días. Sin embargo, el control de los bulos por parte de plataformas privadas suscita cierta controversia en relación con la libertad de expresión, puesto que después de la crisis podría ampliarse a otros ámbitos como la política.

Sandra Tschudin
Manager Business Unit – Digital Solutions